Quienes somos

Nuestra idea es gestar un espacio donde sean contempladas las experiencias y opiniones de los discípulos de Mehir, para que puedan observar lo que hemos vivido, y cómo vivimos.
Somos un grupo de profesionales, hay médicos, abogados, biólogos, bioquímicos, docentes de todas las áreas, lengua, matemática, idiomas, educación física, etc. También hay gente más joven dedicada a internet, programadores, analistas de sistemas, agentes de marketing online, diseñadores web, diseñadores gráficos, editoriales, etc.
Hay comerciantes, vendedores, microemprendedores, periodistas.
Casados, solteros, en pareja. Con hijos, sin hijos, esperando un hijo.
Es decir no somos gente de otro mundo, somos por un lado como cualquiera de uds. que puede estar leyendo esta nota.
Pero también tenemos un llamado, un anhelo. La vida así como la vivíamos no nos conformaba. Mucho dolor, mucho sufrimiento inútil, que puede y debe ser trascendido. Eso nos ha llevado a una búsqueda, otro posible estadío del ser. Un estadío que quiere ir más allá de la vida ordinaria, de los condicionamientos culturales impuestos, y quiere vivir una vida más armónica, sana y saludable.
Una vida diferente, pero dentro de esta vida misma.
Así es que de hombres comunes, llenos de dolor, dicho dolor nos ha transformado en buscadores de la verdad. ¿A qué se le llama verdad? Bueno, en el fondo, o muy abiertamente: ¿Quién no quiere amar, sentir plenamente, vivir plenamente, estar sano, tener una familia, un hogar, vivir la amistad verdadera, con gente que te abre sus puertas sin vacilar un instante, considerando la alegría del prójimo, como doble alegría, alegría compartida, y brindar juntos un instante de amor al prójimo?…

Ahora, no somos ingenuos. No somos incrédulos. No estamos idiotizados.
Somos profesionales en nuestras actividades corrientes, somos gente que se ha esforzado mediodía y noche, durante años y años, por poder trascender los sufrimientos, luchando sin descanso contra nuestras impurezas, nuestros errores. Esa lucha es la que nos hace sentir vivos, por eso nos llamamos entre nosotros “guerreros”, para estimularnos a luchar contra nuestros aspectos oscuros. La batalla es interna, no externa. Esta es la primer enseñanza que aprendemos como artistas marciales, y que aplicamos en nuestra vida: “el enemigo no está afuera, sino dentro”.
¿Qué quiere decir esto? Tus problemas, no están afuera. No están en la pareja, en el cliente, en el vecino, o en el perro o quien sea. El problema es en cómo uno percibe la realidad que le rodea. “Lo que uno percibe es lo que uno es”. Ves basura afuera, es porque una parte tuya es eso. Si ves amor afuera, es porque sos eso también.
Uno elige. Toma el mismo tiempo y energía sentirse bien o mal. Pero es uno el que elige.
En ese sentido, un Maestro señala el camino, con sus atajos y peligros, pero somos nosotros quienes debemos recorrerlo. Nadie puede recorrerlo por nosotros.
Es una opción que está un escaloncito por encima del nivel ordinario, del así llamado conciente de vigilia. Está a solo un paso.
No es que seamos lamas tibetanos que levitan sobre la sociedad, pero hay otras posibilidades de ver, de sentir, y que están al alcance de la mano.
No tenemos el cerebro lavado en todo caso será limpio de las impurezas de la tv ordinaria… que se acumulan en el cuerpo, en la mente, en el alma.
Lleva mucho esfuerzo y sacrificio intentar liberarse de los condicionamientos. Y también coraje.
Es una decisión conciente trabajar por estar bien física, síquica y espiritualmente sanos.
Como decía don Juan , el maestro tolteca, “solo los caminos con corazón fortalecen”.
Y nosotros hemos elegido un camino para fortalecernos.
Les damos gracias a todos los librepensadores por entenderla y aceptarla.

Escuchá el Audio en YouTube